IMPORTANTE. Sólo para mayores de 18 años

Sólo puedes acceder a Pasionis.es si eres mayor de 18 años. 

Por favor, confirma que tienes más de 18 años o haz click en «salir».

Lenguaje corporal para seducir a un hombre
¡Lo último!

Lenguaje corporal para seducir a un hombre

Utiliza los gestos del rostro y del cuerpo para insinuarte sutilmente

Explota tus armas de seducción femenina con los gestos adecuados, usando con sabiduría tus movimientos para captar la atención de ese hombre tan interesante. Piensa que decimos mucho más con el lenguaje corporal que con las palabras. Una sonrisa, un cruce de piernas coqueto y él sabrá que te encantan sus hoyuelos.

Normalmente, cuando estamos frente a una persona que nos gusta, nuestros movimientos y gestos se vuelven más seductores de forma inconsciente. Conocer cuáles son esos gestos concretos y cómo emplearnos nos puede ayudar a potenciar nuestros encantos y hacer notar sutilmente a ese chico que nos atrae, sin necesidad de ser directas y sin riesgo a ser rechazadas por una insinuación demasiado lanzada.

El psicólogo Alex García estipula dos métodos distintos de lenguaje corporal para conquistar a un hombre: rostro y cuerpo. Combina los dos para un cóctel explosivo de seducción femenina, diviértete y siéntete bien contigo misma. Recuerda que el sex appeal sale de nuestra propia confianza y personalidad.

Seduce con el rostro

Las expresiones de la cara a veces duran menos de un segundo, pero es suficiente para que el cerebro de nuestro interlocutor capte el mensaje incluso sin darse cuenta. Sobre todo, si vas a poner énfasis en el rostro no hagas gestos forzados, se trata de que todo salga natural.

·  Los ojos: Los ojos es la parte más expresiva de nuestro cuerpo, y dónde solemos mirar cuando hablamos con otra persona. En la seducción puedes parpadear más lentamente y mirar de forma más pausada, sonreír con la mirada y fijarla en el chico que te interesa, pero sin llegar a intimidarle.

·  Las cejas: Las cejas acompañan y enfatizan lo que decimos. Si levantamos sólo una estamos cuestionando un poco a nuestro interlocutor de forma divertida, si levantamos las dos se trata de una sorpresa agradable, y si las fruncimos es que estamos muy concentradas en lo que dice.

·  Los labios: Los labios es una de las zonas más sensuales de la anatomía femenina. Si ves que el chico se fija especialmente en tus labios es que le atraen, así que poténcialos con gestos muy sutiles y un poco de pintalabios.

La sonrisa: El arma social más poderosa es la sonrisa. Cuando él te mire, sonríe un poco para que se sienta cómodo y sepa que tú también lo estás. La risa compartida también funciona para hacer saber a la otra persona que estamos en la misma onda.

Seduce con el cuerpo

Las curvad del cuerpo femenino son letales para los hombres, así que bastan un par de movimientos estratégicos para que descubran lo atractiva que puedes llegar a ser. De nuevo, evita gestos forzados y deja que todo fluya, no estés pendiente de hacia qué lado cruzas las piernas o si es momento de tocarlo, verás que todo sale de forma natural.

·  Tus puntos fuertes: Si estás especialmente orgullosa de tus caderas, por ejemplo, camina de forma sensual. Si sabes que tienes una cintura irresistible, coloca las manos en ella para dirigir la atención.

·  El contacto físico: De la misma forma que evitamos el contacto físico con gente que nos desagrada, si alguien nos atrae rompemos la barrera del tacto y solemos buscar ese roce. Si es buen momento, ponle un momento la mano en el hombro o en la espalda, en lugares especialmente masculinos. Sobre todo, si os rozáis accidentalmente no te retires, que él sepa que no están incómoda con ese acercamiento. ¡Eso si, tampoco se trata de restregarse!

Uso de Cookies - Pasionis.es utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. Si quieres saber más sobre las cookies haz click aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies