IMPORTANTE. Sólo para mayores de 18 años

Sólo puedes acceder a Pasionis.es si eres mayor de 18 años. 

Por favor, confirma que tienes más de 18 años o haz click en «salir».

Aprende a hacer un masaje erótico
¡Lo último!

Aprende a hacer un masaje erótico

Hay pocas cosas tan placenteras y sensuales como un masaje, en el que nuestros cuerpos entran en contacto y nos relajan a la vez que sube la temperatura y aumentan las ganas de tener sexo. Pero es importante saber hacer un buen masaje para no dañar a nuestra pareja y que sea una experiencia de lo más deliciosa, así que en Pasionis te vamos a dar unos consejos.

aprende-a-hacer-un-masaje-erotico

Lo primero que hay que tener en cuenta para hacer un masaje erótico es preparar el espacio. En el momento de la relajación, el ambiente tiene que acompañar y ser agradable, así que pon una luz tenue, velas, algo de incienso o esencia y apuesta por una música suave, de estilo chill out. No olvides aclimatar la habitación para que esté a una temperatura agradable.

Antes de empezar el masaje, úntate las manos con aceite o crema especial y quítate pulseras y anillos. También es importante que tengas las uñas cortas, para evitar arañar a tu pareja. Para el masaje, no aprietes demasiado de inicio y pregúntale a él si el nivel de presión le es agradable. Usa toda la mano y la fuerza de los dedos, pero no se centres en los huesos, es un masaje muscular.

Recorre sus zonas erógenas

Pide a tu chico que se tumbe en la camilla o en la cama y empieza por los hombros. El secreto de un buen masaje erótico es que poco a poco vayas acercándote a las partes más erógenas, así que empezar por la espalda es lo más recomendable. No te dejes los brazos, para muchos hombres son una parte de su anatomía de la que se sientes orgullosos, y además relaja mucho. Otro punto muy erógeno son los lóbulos de las orejas. Después, baja hasta el culo, pero no te entretengas demasiado y sigue hasta las piernas. Ve desde los gemelos hasta la parte alta de los muslos y vuelve a masajear las nalgas, ahora sí.

Si quieres que el masaje sea realmente excitante, es el momento de pedirle que se dé la vuelta. Empieza esta vez por sus piernas y sube hasta los pectorales, pero evitando directamente los genitales, así lo harás rabiar un poco. Al estar tumbado de espaldas, seguramente irás viendo como el pene entra en erección, y ese es el momento de dedicarte a él. Pon también un poco de atención en los testículos, los grandes omitidos, y seguro que la noche no acabará con el masaje.

  • Susana

    De nada Pepita, en Pasionis esperamos tener siempre los artículos adecuados para resolver las dudas de todas las usuarias. De todos modos, si quieres en la comunidad http://www.pasionis.es/foro puedes hacer la petición de artículo que te interese, y hablar de todo tipo de cosas con todas nosotras. Un saludo y esperamos que disfrutes con este masaje! y que nos lo cuentes en la comunidad 😉

  • Pepita

    Muchas gracias por estos consejos. Lo voy a probar hoy mismo!

  • liz

    Gracias por estos consejos los voy a llevar ala práctica después de que mi esposo a trabajado mucho y ma ha habido tiempo para ambos

  • Pingback: Los preliminares, ¿por qué son importantes?()

Uso de Cookies - Pasionis.es utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. Si quieres saber más sobre las cookies haz click aquí

ACEPTAR
Aviso de cookies